Puedes indicar un puesto, carrera u oficio
¿Cómo utilizar el buscador?

Fuente: Adecco

07/04/2016

Temas relacionados Consejos

Existen muchos motivos por los que puedes cogerte una baja laboral y es habitual que, durante esos meses en que te encuentras alejado de la rutina de trabajo, todo tu ritmo de vida cambie. Por este motivo, puede ocurrir que al reincorporarte a tu puesto de trabajo y retomar las obligaciones cotidianas atravieses algunos momentos de ansiedad y estrés.

Para evitar estos efectos colaterales del cambio de rutina, es importante tomar algunas medidas que te permitan volver al trabajo del modo más natural y menos conflictivo posible. Te recomendamos aquí 3 buenas prácticas para prevenir esta situación:

1. Buena planificación: quizás una de las claves fundamentales para volver al trabajo sin sentirse completamente desorientado sea organizar y planificar este retorno, así como delegar previamente nuestras tareas de forma correcta para que no quede demasiado trabajo acumulado o pendiente al volver. Si estarás ausente por muchos meses, pide a quien te sustituya que realice un seguimiento de tus tareas y elabore un informe para leerlo a tu vuelta.

2. Ve paso a paso: no retomes la rutina diaria sin más. Si tu regreso será un lunes, comienza desde la semana anterior a readecuar lentamente tus horarios y hábitos. No esperes resolver todo el trabajo pendiente durante los dos primeros días de tu vuelta. En tu primera semana laboral, filtra, discrimina y organiza las tareas por orden de prioridades. Toma las riendas de las cuestiones más importantes y deja aquello que no es tan urgente ni relevante para la semana siguiente. La habilidad para saber discriminar lo importante de lo accesorio es fundamental para no exigirte más de lo necesario y generarte más estrés.

3. Date algunos ‘premios’: volver a la rutina y las exigencias diarias demanda un esfuerzo extra que también debe ser compensado con ciertos ‘premios’. Encuentra y realiza actividades que te den placer durante este tiempo. A ser posible, tómate también algún fin de semana para pasear y despejar la mente. La rutina diaria no puede excluir los momentos de ocio y dispersión. Asegúrate de contemplar también estos aspectos cuando debas retomar tus obligaciones y no olvides tampoco la importancia de acompañar estos cambios con una dieta saludable y una rutina de actividad física. El cuerpo y la mente deben estar en armonía para combatir el estrés y la ansiedad de un modo eficaz.

subir

Periférico Sur No. 4271, Col. Fuentes del Pedregal, Tlalpan 14149, Ciudad de México.

Síguenos