Puedes indicar un puesto, carrera u oficio
¿Cómo utilizar el buscador?

Fuente: Be Executive

09/03/2015

Temas relacionados Consejos Empresas Reclutador

Cuando vamos a una entrevista de trabajo normalmente nos enfocamos a platicar lo que hicimos en nuestros trabajos anteriores, a rezar para que nos hagan preguntas muy capciosas y a confiar en nuestra capacidad de improvisación ante situaciones nuevas.

¿Por qué? Porque creemos que eso es lo importante en una entrevista y que gracias a ello, el reclutador decidirá si nos quedamos o no. Sin embargo realmente lo menos importante en una entrevista son las funciones de los trabajos anteriores, esas yo las puedo saber sin llamarte a entrevista, sin necesidad de invertir tiempo y esfuerzo en una cita, lo que más interesa en el momento de la entrevista, es tu actitud, la cual podemos resumir en personalidad, profesionalismo y liderazgo, que son tres habilidades que para cualquier puesto son de suma importancia.

Cuando se nos vende algún producto, nunca se nos ofrecen las características físicas del producto, ni los materiales, ni el cómo fue hecho, se nos habla más bien de lo que nos ofrece, de qué beneficio me da el comprarlo, y las letras en negrito y pequeñas se nos ocultan. Lo mismo en una entrevista, es conveniente hablar de lo que podemos aportar a la empresa gracias a nuestra experiencia, proponer la utilidad de algunos de nuestros diferenciadores y así vendernos mejor ante el empleador.

Hay muchas cosas que sin que tú lo sepas están siendo evaluadas y para tu sorpresa si llenas estos requisitos al cien por ciento pueden llegar a darte el trabajo aunque no llenes el perfil profesional que busca la empresa. Es por eso que muchos reclutadores te hacen muchas preguntas raras, capciosas, te preguntan de tu familia y te hacen exámenes psicométricos, para conocer lo que más les interesa de ti: tu personalidad.

Realmente, las personas que llevan desempleadas mucho tiempo le adjudican el desempleo a un sin número de factores, tales como la crisis del país, que los empleadores buscan gente muy joven, que hay muchas reestructuraciones en las empresas, etc.

Temo decir que no siempre esto es cierto, aunque no parezca, la imagen o el perfil, cuenta mucho en el momento de entrevista, y posiblemente no te contratan porque no cubres ese perfil o “pareces” no hacerlo. Muchas veces puedes ser muy talentoso y tener muchas virtudes que beneficiarían a mi empresa, pero si no las muestras, si no me las “enseñas” en ese momento, no sé que las tienen, no me imagino que existen y por lo tanto no te contrato.

No creas que solamente tú eres selectivo en lo que respecta a elegir empresa, así como tu haces un esfuerzo por buscar la empresa con mejores prestaciones, sueldos y desarrollo profesional, las empresas tienen muchos candidatos queriendo entran a sus filas, por lo tanto también serán ellos selectivos en las contrataciones, y puede ser que muchos de los candidatos si muestren y dejen notar sus virtudes y talentos.

¿Qué puedo hacer para impactar mejor a un reclutador?

Como ya he mencionado, la actitud es lo más importante durante las entrevistas. Y una parte muy importante de la actitud, es el impacto personal que el candidato genera en uno como reclutador. Cuestiones tan simples como esbozar una sonrisa, llegar a tiempo a tu cita, el lenguaje que utilizas, la forma y velocidad para responder preguntas, tu higiene personal y hasta la ropa que traes puesta. Dicen que “una imagen vale más que mil palabras” y en recursos humanos, sea para bien o para mal, es un factor determinante.

¿Te imaginas al director de una empresa vestido informal, con las uñas largas y sucias y con mal aliento? Trata entonces de proyectar la imagen para el puesto que solicitas.

Hay tres habilidades que pueden generar un gran impacto en tu entrevistador:

1. Seguridad personal: se refiere a saber quién eres, cómo te sientes contigo mismo, qué tanta seguridad proyectas. Para ver esto evalúan lo siguiente:

  • Se muestra dinámico durante la entrevista
  • En su vida personal le gusta realizar actividades semejantes a las del puesto
  • Sabe hablar con propiedad y expresar correctamente ideas
  • Sonríe en la entrevista, se muestra agradable, mira a los ojos
  • Sabe entablar relaciones y no es antipático
  • Tolera la frustración, es paciente y sabe resolver problemas
  • Se presenta amigable, con buen trato, respetuoso y cortés
     

2. Ética profesional: se refiere al respeto que muestras hacia la empresa para la que trabajas, tus jefes y en general la ética e interés por tu profesión.

  • Nivel de responsabilidad con el mínimo de supervisión: que seas autodidacta y proactivo
  • Qué tanto te identificas con la empresa y por lo tanto tomarás decisiones por el bien de la misma
  • Que hagas una evaluación adecuada antes de tomar decisiones
  • Humildad para reconocer que no sabes todo y que requieres de actualización
     

3. Ser un líder: Es la capacidad para motivar a la gente y lograr los resultados deseados aún en contra de sus propios intereses. El líder es aquel que compromete a las personas a realizar su trabajo bien por la satisfacción personal, por el bien común o por el bien individual, un líder logra que las cosas se hagan con gusto y no con miedo, recompensas o sólo por obedecerle.

  • Su mente es visionaria y es propositivo cuando se expresa
  • Reduce al máximo los procesos de la empresa en costo y tiempo
  • Respeta normas y acuerdos establecidos y propone nuevos
  • Pone especial atención siempre en los intereses de la empresa

Con el avance de las preguntas de entrevista ve impactando al entrevistador con cada una de tus actitudes clave para demostrar que sí cubres con el perfil. Si no cuentas con mucha experiencia en el área o no estas muy relacionado con las funciones del puesto, haz énfasis en tus ganas de aprender, da muchos ejemplos de superaciones anteriores, para que ellos “te crean” que gustas de actualizarte.

A la empresa le interesa lo que tú puedas ofrecerle y las propuestas nuevas que traigas para solucionar problemas. Así que identifica tus diferenciadores y hazlos muy notorios en entrevista.

subir

Periférico Sur No. 4271, Col. Fuentes del Pedregal, Tlalpan 14149, Ciudad de México.

Síguenos