Puedes indicar un puesto, carrera u oficio
¿Cómo utilizar el buscador?

Fuente: Mejorar tu CV

26/03/2015

Temas relacionados Actitud Consejos Empresas Vacantes

La realidad es que el ser humano no suele disfrutar de la incertidumbre, uno de los mayores limitantes a la hora de cambiar suele ser el miedo a lo desconocido, el miedo a perder lo que se tiene o conoce sea esto positivo o no. Muchas veces la llamada zona de confort puede llegar a ser un infierno del que la persona no desea salir porque aunque no sea consciente de ello hay una parte de su cabecita que le está diciendo "quieto que igual si cambias es peor".

En la búsqueda de empleo lo que más perjudica es la incertidumbre del plazo. Si uno sabe que tardará un año, tres meses o tres años con garantías, el proceso sería vivido de forma muy distinta. Las personas lo vivirían como las vacaciones que saben que tienen inicio y fin. Se programarían ese tiempo para estudiar, viajar, relajarse, etc. O incluso aunque no pueda ser como vacaciones, si las estadísticas demostrasen que tras 300 días de enviar 10 CV o tras inscribirse a 1000 ofertas el 100 por ciento de las personas consigue trabajo, seguro que todo el mundo dedicaría ese tiempo o realizaría esas acciones concretas para conseguirlo y vería con felicidad como se acerca a su objetivo.

Sin embargo, vivimos un proceso en el que no sabemos lo necesario para tener resultados, lo veo cada día, en las preguntas de lectores y con mis clientes. Por ejemplo cuando si nos llaman a entrevistas el no saber el plazo de espera entre entrevistas o cuanto tiempo ha de pasar para tener una respuesta, etc. Esta incertidumbre en plazos, acciones y resultados es tremendamente perjudicial y termina por provocar un retraso en el alcance de ese objetivo laboral sino termina por acabar con el deseo de llegar al mismo. Por desgracia muchos terminan tirando la toalla por no saber gestionar esta incertidumbre.
 

Claves para gestionar la incertidumbre al buscar empleo

  1. Decirte cada día cosas positivas.

    Háblate en positivo. Di "Voy a conseguir trabajo". No digas un trabajo en concreto aunque acabes de hacer la entrevista, pues si no sale bien entonces te hundirás y frustrarás. No digas “Necesito conseguir trabajo” esta frase no es positiva en absoluto pues hace énfasis en una necesidad o carencia. Elogia cada cosa que haces en relación con conseguir tu nuevo trabajo “Estoy más cerca de conseguir trabajo”, “Estoy feliz porque he enviado un CV”, incluso aunque no estemos muy contentos con alguna tarea, no te castigues si por ejemplo no te gustó como hiciste la entrevista en su lugar debes decirte “He realizado una entrevista de trabajo y he aprendido cosas para poder conseguir trabajo”.
  2. Diseña un plan de acción.

    Define qué debes hacer para conseguir trabajo y plásmalo en un listado de tareas. Después distribuye esas tareas en días y semanas siendo realista. Por ejemplo si decides que quieres enviar autocandidaturas deberás decidir cuantas envías al día o semana. Crea un plan con acciones a realizar y céntrate solo en cumplirlas. Cada día antes de ir a dormir deberás revisar lo que tenías puesto para ese día. Comprobar que has cumplido las tareas te motivará y ayudará a seguir. No pienses en tres meses o seis o un año, haz tareas como si tu trabajo fuera ese y no tuviera fin el hacer esas tareas.
  3. “Conviértete en vendedor”.

    Imagina que eres un vendedor, no te obsesiones con cada oferta o entrevista de trabajo. Define quién es tu cliente, quién estará interesado en los servicios y conocimientos que ofreces. Concéntrate en eso. Eres un comercial, deberás hacer ciertas visitas y ofertas hasta que alguien compre. No te obsesiona un solo cliente, cuando tengas una entrevista piensa en ella como una opción, pero tienes más y tras la entrevista sigue preparando las tareas de otros clientes (ofertas / empresas, etc.) así no perderás días por sentir que no salió bien o que has “perdido” una oportunidad. Del mismo modo que las marcas definen su cliente tu deberás hacer lo mismo, si yo sé que mi cliente quiere un smartphone no le voy a ofrecer un móvil básico sin internet. Define quién es tu cliente y céntrate en llegar a él y olvídate de los anuncios, ofertas o empresas que no querrán tu oferta.

Si intentas hacer todo esto y aún así no lo consigues no te obsesiones, son muchas las cosas que pueden estar impidiendo que lo consigas o te bloqueen, creencias, miedos, etc. todo eso tiene solución la busques mediante el coaching o mediante otras vías. Nunca te rindas, si hay algo que no terminas de conseguir busca un modo de hacerlo posible.

subir

Periférico Sur No. 4271, Col. Fuentes del Pedregal, Tlalpan 14149, Ciudad de México.

Síguenos