Puedes indicar un puesto, carrera u oficio
¿Cómo utilizar el buscador?

Fuente: Bumeran

05/10/2016

Temas relacionados Consejos

Conseguir un trabajo es una tarea compleja en la que, si bien a veces -sólo a veces- influye el factor suerte, hay que ser aplicados y ceñirse a ciertas pautas que nos ayudarán a conseguir el objetivo. También es una cuestión que pasa por tener claros ciertas nociones, entre ellos, que ser seleccionado para una determinada posición no pasa exclusivamente por la experiencia laboral.

En realidad, son numerosos los ingredientes que se van sumando hasta llegar a la receta que ayuda a elevar las posibilidades de ser el elegido.

El potencial de un individuo para ser solicitado por una organización con el fin de que trabaje en ella (es decir, su grado de empleabilidad) pasa por factores de carácter tanto objetivo (por ejemplo, poseer buenos o malos antecedentes comerciales) como subjetivos vinculados con la personalidad, entre ellos, la facilidad para “venderse” al enfrentar a los reclutadores, tal cual como si fuésemos un producto.

Existen variables que siguen siendo determinantes para el éxito de un proceso, entre ellos: un buen currículum; dominar algún un idioma extranjero, preferentemente el inglés, y la red de contactos.

No obstante, incluso a nivel de estos pasos tan clásicos, se ha observado una evolución, de modo que en cuestiones como el envío del CV es importante preocuparse de hacerlo llegar al remitente indicado, dado que para ciertos cargos -especialmente los de mayor responsabilidad- mandarlo a cualquier destinatario es mal evaluado. Del mismo modo, las redes de contactos tradicionales se ampliaron con la explosión de las plataformas tecnológicas, a través de las cuales se pueden mantener relaciones fluidas con compañeros de colegio, de universidad, con amigos y compañeros de trabajo o conocidos de otras empresas, volviéndolas muy útiles para enterarse de nuevas oportunidades laborales.

También hay criterios que terminaron por imponerse como características deseables en cualquier candidato, que los empleadores privilegian en los perfiles de búsqueda, y por ende, si se las posee conlleva un aumento considerable de las chances de ser el elegido para un puesto de trabajo.

¿De qué estamos hablando? De variables como las siguientes:

  1. Todo candidato debe ser consciente de la importancia que tienen actualmente habilidades blandas como la sociabilidad y la asertividad, y preocuparse de potenciarlas porque se trata de cualidades altamente valoradas que no todos están en condiciones de ofrecer.

Hoy el individuo que puede liderar grupos grandes y pequeños, que es capaz de trabajar en equipo, de resolver conflictos y de adaptarse a distintos roles, muestra claras ventajas respecto a quienes no muestran esas facetas.

  1. Invertir en capacitación con la finalidad de mantener actualizados los conocimientos, lo que implica sintonizar con el concepto de la educación continua.

Para los profesionales, una recomendación al respecto apunta a estudiar algún magíster una vez que se tengan unos cinco años de experiencia laboral. Con ello, junto con nuevos conocimientos, se obtiene la oportunidad de ampliar la red de contactos.

  1. Mostrar confianza en sí mismo; es decir, tener la capacidad de venderse, sin perder a la vez la autocrítica. Ambos aspectos suelen ser muy valorados y pueden resultar vitales en esa instancia clave que es la entrevista laboral, para la que es recomendable prepararse con el debido tiempo.
  1. Fijarse objetivos, metas y plazos. Esta actitud es una buena forma de comenzar a impulsar la empleabilidad.
  1. Mantenerse bien informados sobre el entorno económico y político, de la situación de los mercados, y de la industria o empresa (si es posible) a la que se está postulando.
  1. Flexibilidad, lo que significa poder mostrar condiciones para reaccionar y adaptarse a distintas circunstancias.

Consecuentemente, aparte de un CV bien hecho y de la red de contactos actualmente hay que considerar distintas habilidades (tolerancia, manejo de información variada, liderazgo, entre otras) para potenciar las oportunidades de desarrollo profesional. Y en definitiva, la educación, las actividades que realizamos diariamente y nuestros contactos, son igualmente determinantes para crecer como trabajador, sin olvidar lo importante que es la forma de encarar una trayectoria laboral.

subir

Periférico Sur No. 4271, Col. Fuentes del Pedregal, Tlalpan 14149, Ciudad de México.

Síguenos