Puedes indicar un puesto, carrera u oficio
¿Cómo utilizar el buscador?

Fuente: Universia

30/09/2016

Temas relacionados Actitud Estadísticas

Los frecuentes cambios en el mercado laboral - con profesiones que se crean todo el tiempo y trabajos que desaparecen a manos de la robotización y la digitalización de las industrias - demandarán trabajadores mejor capacitados. Evolucionar al mismo ritmo que lo hacen las empresas y profesiones es vital para los empleados, pues deben recurrir a una formación continua para mantenerse a tiro del mercado laboral y continuar siendo de utilidad para los empleadores.

Un estudio del Foro Económico Mundial predijo hace algún tiempo que en el futuro, una numerosa cantidad de empleos se perderán a manos de los robots. Al parecer, para el año 2020, cerca de 5 millones de puestos de trabajo se perderán en manos de máquinas capaces de hacer lo mismo que los hombres.

El creciente desarrollo de la inteligencia artificial y el aumento de la robotización llevan a que algunas profesiones pasen por completo a manos robóticas. Sin embargo, para que estas máquinas funcionen se necesita, inicialmente, el diseño de un prototipo adecuado, un sistema de pruebas del material y los dispositivos una vez terminados, la programación, adaptación y capacitación de los robots para el trabajo… Y otras tantas tareas que, paradójicamente, sólo puede enseñar el hombre. Para dar paso a su destitución, los empleadores primero deberán construir –literalmente- las máquinas que tomarán sus empleos.

En este contexto, el futuro laboral y profesional de cientos de empleados depende básicamente de dos habilidades esenciales:

1) Las habilidades blandas de intercambio y negociación

De acuerdo a lo que plantea David Deming, profesor de la Universidad de Harvard, afirma que este tipo de habilidades adquiridas en la etapa inicial de la educación serán vitales para sobrevivir en entornos sumamente automatizados. Comparando los lugares de trabajo moderno con las aulas escolares, Deming indica que las habilidades sociales de cooperación, intercambio y negociación resultarán de gran ayuda a la hora de mantener los puestos de trabajo, entendiendo que ninguna máquina podría generar este tipo de conocimientos.

2) Las habilidades informáticas y matemáticas

Tanto la automatización como la digitalización implican el uso de conocimientos informáticos y matemáticos avanzados. El plus que tienen los trabajadores ante estos cambios radica en las habilidades sociales que, combinadas con este tipo de habilidades técnicas, marcan la diferencia a la hora de optar por un puesto de trabajo.

Para evitar aumentos inesperados en las tasas del paro, tanto empleados como empresas e instituciones educativas deben buscar las mejores alternativas para formar a los trabajadores del futuro y asegurar que estos posean las habilidades necesarias para desempeñarse correctamente en un entorno laboral completamente diferente al conocido hasta el momento.

subir

Periférico Sur No. 4271, Col. Fuentes del Pedregal, Tlalpan 14149, Ciudad de México.

Síguenos